Home / Nuestra Historia / NUESTRA HISTORIA : El Carnaval Cimarrón de San Juan

NUESTRA HISTORIA : El Carnaval Cimarrón de San Juan

El Carnaval Cimarrón de San Juan

El Carnaval Cimarrón es una festividad popular que se efectúa en la semana santa en San Juan de la Maguana.  Se trata de una celebración espontánea, de organización asistemática, menos colorida, pero de profundo simbolismo.

El carnaval cimarrón es dueño de una estética particular.  El personaje central del mismo es “la mascarita”,  que son jóvenes que se disfrazan con su cuerpo tiznado de carbón, una máscara de cartón con cuernos de vaca, un pantalón raído,  una camisa o polocher mangas largas y encima de ese atuendo de base, un vestido o falda de mujer.  Los calzados son tenis o botas.

El otro elemento distintivo de la mascarita del carnaval cimarrón sanjuanero es su fuete, hecho de cabuya retorcida, de tres a cinco metros de largo, con una empuñadura de madera o manubrio para dominarlo, con el que no paran de sonar y hacer estruendos.

Desde el jueves santo hasta el domingo de resurrección, al terminar de amanecer esos días, las mascaritas se desplazan por toda la ciudad y las comunidades rurales retumbando su fuete, alegrando y correteando a los niños y niñas.

Los enmascarados suelen ir a los establecimientos comerciales a solicitar donaciones.  Igual le piden dádiva a transeúntes y conductores de vehículos con los que se encuentran.  Suelen andar en grupos de dos a cinco y las donaciones colectadas se la reparten.

Entre los que se animan a participar en dicho carnaval se autoimponen el compromiso de permanecer durante siete años disfrazándose, porque si no lo hacen durante ese intervalo “el diablo le dará mala suerte y azar”.

Los niños suelen tenerle miedo a los enmascarados.  Los padres suelen atemorizar a los pequeños diciéndoles que le van a echar la máscara si se siguen portando mal.

“Macarita timboleo, si te abaja te lo veo”, es la expresión que los niños de los barrios y campos le exclaman a los enmascarados.  Estos persiguen a los infantes con sus fuetes.

El carnaval cimarrón se construye en los campos y barrios marginados de la ciudad y es parte fundamental de la identidad sanjuanera.  También en Elías Piña se produce este carnaval cimarrón.

Al caer la tarde del domingo de resurrección las mascaritas se reúnen en el cementerio del lugar y queman la ropa.

El autor es periodista y profesor UASD.

Check Also

NUESTRA HISTORIA : Culto a La Virgen de la Altagracia en San Juan

Desde hace más de un siglo, en el Distrito Municipal de La Jagua, jurisdicción de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *